Menu

Ciática significado y tratamiento

La ciática es una afección común que puede aparecer puntualmente en nuestras vidas, sin previo aviso, trastocando nuestro ritmo de vida y causándonos dolor. En el Templo del Masaje te damos la clave para poder recuperarte obteniendo los mejores resultados.

Síntomas de la ciática

ciáticaLos síntomas de la ciática van desde un hormigueo en la pierna afectada hasta dolor intenso. Está causada por un trastorno o pinzamiento del nervio ciático, este nervio es el más largo que tenemos, nace en las lumbares y continúa por las piernas, por la parte posterior del muslo, ramificándose a su paso. Puede aparecer indistintamente en la pierna izquierda como en la derecha, según la intensidad del dolor puede llegar hasta la rodilla y en los peores casos hasta el pie. El motivo es una compresión o pinzamiento del nervio a la altura de la cuarta y quinta vértebra lumbar. Este síntoma puede ser causado por varios motivos desde una mala postura en un determinado momento, como no sentarse bien frente al ordenador, a trastornos tipo hernia discal o el síndrome piriforme.

Tratamiento de la ciática

En nuestros centros, a través del masaje aflojamos la musculatura para liberar al nervio ciático de la presión causante del dolor, sobre todo insistimos en la zona de las lumbares ya que el nervio nace en esta zona y es donde se produce el pinzamiento. Esta liberación del nervio ciático la realizamos tanto manualmente como con estiramientos guiados, por ejemplo boca arriba con las rodillas hacia el pecho y a los lados. Posteriormente, sin ser menos importante, se trata toda la zona de las piernas para aliviar y facilitar la relajación de los músculos.

Es muy importante tratar toda la zona ya que al tener un hormigueo o dolor adoptamos posturas incómodas e incorrectas, como estar de lado, cargando la musculatura en la otra pierna o creando posibles lesiones en la columna vertebral.

La ciática y las emociones

Habiendo visto las causas físicas de la ciática hemos revisado cómo tratarlas físicamente. Sin embargo, en un nivel psíquico, existe una conexión energética cuerpo y mente en donde el dolor físico es un reflejo de descompensaciones psíquicas, por lo que el cuerpo necesita establecer un diálogo con nuestra mente para estar equilibrados, solo necesitamos escucharlo. Los problemas y dolores vienen cuando el diálogo se convierte en monólogo, es decir, cuando el cuerpo nos habla sin que nuestra mente le preste atención.

Por ejemplo, la ciática, según Deb Shapiro en su libro Your Body Speaks Your Mind: Decoding the Emotional, Psychological, and Spiritual Messages That Underlie Illness indica una mala comunicación relacionada con la expresión de nuestra energía motriz a medida que se desplaza por el mundo (las piernas). Es decir, al iniciar en la espalda es un miedo, temor o profundas dudas que no queremos reconocer de manera consciente en relación con el camino que está tomando nuestra vida.

Por ejemplo, en el embarazo la ciática es bastante común, ya que según el bodymind dialogue (dialogo mente-cuerpo) existe una mayor confusión sobre la dirección de nuestra vida y temores por los cambios. También está relacionado con la indecisión, a veces esas dudas crean inestabilidad emocional con su consiguiente repercusión física.

Por este motivo, la ciática podemos tratarla a través del masaje en un nivel físico y/o con acupuntura a un nivel psíquico-energético. La zona lesionada está bloqueada energéticamente por lo que la acupuntura es una técnica que con pocas sesiones se nota mucho el beneficio, ayuda a que los efectos de los estiramientos y masajes se prolonguen en el tiempo, es decir optimizamos la recuperación en poco tiempo, obteniendo mejores resultados.

Deja un comentario

Puedes usar estas HTML etiquetas y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>